• running
  • 15 de Mar, 2022

Lorpen lanza calcetines de trail running hechos con hilos reciclados

Lorpen lanza calcetines de trail running hechos con hilos reciclados

Lorpen, la marca de calcetines técnicos para outdoor de referencia a nivel internacional, ha incluido por primera vez calcetines de trail running hechos con hilos reciclados provenientes de botellas de plástico PET y redes de pesca en su colección Primavera Verano 2022.

Por un lado, está el modelo T3 Trail Running Eco Men&Women, un calcetín totalmente reforzado y muy resistente que mantiene el pie libre de ampollas, mientras que, por otro lado, está el modelo T3 Trail Running Padded Eco Men&Women, que, a diferencia del anterior, lleva amortiguación en la parte de la suela para hacer frente a las duras jornadas de trail running.

A nivel de materiales, Lorpen ha sustituido el nailon estándar, utilizado para reforzar ciertas áreas, y el nailon mezclado con Lycra, que favorece la adaptabilidad, por nailon reciclado proveniente de redes de pesca. También ha sustituido el poliéster Coolmax por Coolmax Ecomade, confeccionado al 100% con botellas PET recicladas, que proporciona la misma frescura duradera que se espera de la marca Coolmax, pero producido con un 97% de materiales reciclados para ayudar al medioambiente. Otro de los materiales que incorporan estos calcetines de running es el Tencel, una fibra de celulosa que proviene de árboles de Eucalipto de plantación sostenible certificada que ofrece un transporte, acumulación, expansión y secado de la humedad excepcional.

Cabe recordar que los calcetines de trail running de Lorpen combinan la tecnología T3 (tres capas de hilo diferentes en un mismo calcetín) y SLS (Selective Layer System - sistema de capas por zonas), ofreciendo la gran transpirabilidad en base a la actividad que se va a realizar, así como una máxima resistencia, debido a la alta calidad de materiales utilizados, proporcionando un ajuste perfecto al pie y evitando la formación de ampollas.

Lorpen lanza calcetines de trail running hechos con hilos reciclados

De este modo, la marca, que diseña y fabrica estos accesorios en Etxalar (Navarra), crece en innovación y lo hace de forma sostenible. Si Lorpen ya fue pionera en idear la tecnología por capas T3 para calcetines, aplicando por primera vez en el mercado tres tipos de hilos diferentes en un mismo calcetín para optimizar la capacidad de protección del pie según la actividad a realizar y según las condiciones exteriores de frío o calor, ahora avanza en su ruta de innovación sostenible gracias a la utilización de hilos “eco”.

Este proceso de innovación viene a responder al modelo de negocio de producción sostenible de Lorpen, que ya llevaba años dando pasos en esta dirección. Y es que su fábrica posee la certificación medioambiental ISO 14001, su energía eléctrica procede de fuentes renovables (placas de luz solar), no se utilizan químicos en los productos finales ni utilizan agua en exceso en sus procesos, y su ubicación (Etxalar) permite al 95% de los trabajadores acudir a trabajar en bicicleta o andando. También, todas las bolsas de plástico que se utilizan en la fábrica se producen con materiales reciclados y todas las cajas contienen un 60% de materiales reciclados. A nivel de producto, todos los materiales utilizados se tiñen y tejen en Europa y, además, cuentan con la certificación Oeko-Tex, que avala que los calcetines no contienen sustancias perjudiciales en ninguna de sus partes.

Si quieres compartir...