• Actualidad Internacional
  • 03 de Ene, 2019

Anna Stöhr se une al equipo Salewa

SALEWA, la marca de deportes de montaña, incorpora a su equipo internacional de atletas a una de las caras más relevantes y ambiciosas de la escalada alpina. La empresa de equipación deportiva gana con Anna Stöhr a una atleta profesional que lleva años dominando la escena internacional femenina de escalada alpina y en bloques como deportista de élite mundial y favorita entre el público. A partir de enero de 2019, la deportista, natural de Innsbruck, pasará a formar parte del equipo de atletas de SALEWA. La joven de 30 años busca continuar con su historia de éxito con ambiciosos proyectos sobre roca y ampliando sus perspectivas sobre la escalada. En adelante, Anna Stöhr se centrará en la escalada alpina y en bloques en la naturaleza, para aventurarse por paredes más altas, zonas alpinas espectaculares y rutas con más largos de cuerda. La marca de deportes de montaña del Tirol del Sur está encantada de equipar y de poder acompañar a Anna de ahora en adelante.

Del deporte de competición a la roca

Tenía tan solo seis años cuando la joven austríaca empezó a escalar, respaldada por sus padres, y a acumular sus primeros éxitos en equipos juveniles de escalada de competición en la escena internacional. Para Anna Stöhr participar en deportes de competición era siempre como estar en casa. Sus mayores proezas las consiguió escalando paredes artificiales, ganó tres veces la legendaria competición de bouldering Rock Master en Arco, se aseguró cuatro veces la Copa del Mundo y en dos ocasiones fue campeona del mundo y europea de escalada en bloque.

Sin embargo, no son tan conocidos sus impresionantes proyectos de escalada y búlder en roca, en los que realizó sus primeros ascensos en diferentes continentes. Así logró en 2018 completar los bloques más difíciles del mundo: el 8b+ «New Base Line» en Suiza, la ascensión del 8b+ «Penrose Step» en Estados Unidos y el bloque 8b «Steppenwolf» en Suiza; sobre lo que Anna comenta: «Siempre he intentado mantener un equilibro entre los bloques y el deporte de competición en paredes artificiales y la escalada en roca». Con la nueva colaboración de SALEWA, esta deportista excepcional busca desarrollarse tanto como persona como escaladora. Pero no será por falta de proyectos, porque la bloquera austríaca ya tiene planeado hacer dos interesantes rutas de escalada en Zillertal y en los Montes del Káiser, con dificultadas de hasta 8c.

Pero Anna Stöhr también ha pasado por malos ratos: a los cuatro meses después del accidente de escalada que sufrió a principios de 2017, la apreciada escaladora hizo pública su retirada de los deportes de competición. Por lo que su nueva orientación es ahora aún más importante: «El último año me ha marcado, tanto a nivel personal como deportivo. Estoy lista para dar el siguiente paso y me alegro mucho de poder empezar mi nuevo proyecto de la mano de SALEWA.

En la vida todo tiene su momento; no me gustaría estancarme nunca, quiero seguir desarrollándome. Estoy convencida de que puedo volver a equilibrar mis límites. En la roca, con la escalada alpina, en paredes más grandes; allí donde pueda acumular y ganar confianza para resolver las ascensiones con grados de dificultad habituales. Para mí la escalada es un deporte muy versátil, por eso uno de mis deseos especiales era poder contar no solo con un patrocinador de equipamiento, sino también con una institución alpina con un equipo de atletas que me inspirase y me hiciese avanzar. Estoy muy contenta con esta colaboración con SALEWA y deseosa por ver lo que nos depara el futuro».

El director de Marketing de SALEWA, Thomas Aichner, saluda desde el corazón de los Dolomitas sobre la cadena alpina hacia Innsbruck: «Con Anna Stöhr no solo conseguimos tener a una de las escaladoras más fuertes del mundo, sino también a una deportista relevante. Hemos conocido a Anna como un referente en el mundo de la escalada. Queremos apoyar a nuestros atletas durante mucho tiempo y acompañarles de camino hacia sus objetivos alpinos personales».

FRANCOIS CAZZANELLI EN EL EQUIPO DE SALEWA

La marca de deportes de montaña está encantada con el nuevo miembro de su equipo de atletas de SALEWA: el joven alpinista progresivo italiano, Francois Cazzanelli, encarna como ningún otro la nueva orientación de la marca de equipamiento deportivo del Tirol del Sur. Nacido en Cervinia, este alpinista profesional de 30 años no solo se ha criado en las montañas, sino que vive para ellas durante todo el año. El escalador lleva las montañas en los genes: el apellido Cazzanelli lleva cinco generaciones relacionado con la escalada de competición y los guías de montaña. A partir de enero de 2019, este alpinista todoterreno formará parte del equipo de atletas de SALEWA.

Francois «Franz» Cazzanelli vive en la localidad italiana de Valtournenche, en la región del Valle de Aosta, donde continúa haciendo ascensiones a las rutas mixtas más complicadas en la historia familiar. En los últimos años, el guía alpino ha podido demostrar su destacada versatilidad en varias ocasiones: desde la apertura de diversas rutas mixtas hasta grados de dificultad M8 W15, Cazzanelli vive para los récords. En 2018, atravesó con su compañero de cordada Kílian Jornet Burgada la cadena montañosa de Grandes Murailles, con 23 kilómetros y 3.300 metros de altura en menos de once horas. Sus récords muestran un nivel excepcional: el joven alpinista sorprende haciendo largos recorridos rápidos en terrenos alpinos del Monte Rosa, uno de los cuatromiles de su región, y en las montañas más altas del mundo. Hasta la fecha, el atleta de SALEWA ha realizado más de diez expediciones fuera de Europa, desde la Patagonia hasta las altas montañas de 8.000 metros del Himalaya, para descubrir macizos remotos y desconocidos.

Si quieres compartir...