• tiempo libre
  • 11 de Jun, 2013

Las ventas de Quiksilver caen un 14% en la zona EMEA

Los resultados del segundo trimestre del ejercicio fiscal del grupo Quiksilver, cerrado a finales de abril, presenta un nivel de ventas netas que alcanzan los 347 millones de euros (459 millones de dólares), lo que representa un descenso de cerca del 7%. A tipo de cambio constante, la bajada ha sido del 5%. En pleno proceso de reposicionamiento liderado por su nuevo presidente y consejero delegado Andy Mooney, el grupo ha registrado una pérdida de 24 millones de euros frente a los 3,7 millones del mismo periodo del año anterior. Dichos resultados son consecuencia de la persecución de liquidación de stocks del grupo y de la bajada del 7% en la red multimarca, que representa 260 millones de euros de ventas. Solo el comercio electrónico se encuentra en alza del 31% hasta los 17 millones de euros, mientras que el canal minorista presenta un descenso del 5% (564 tiendas).

En la región Europa, Oriente Medio y África, las ventas han caído un 16% hasta los 124 millones de euros. La zona Asia-Pacífico ha registrado, por su parte, un descenso del 14% de las ventas hasta los 48 millones de euros, mientras que la zona Américas ha visto sus ventas aumentar un 3% hasta los 173 millones de euros. En lo que a las marcas se refiere, las ventas de Quiksilver han bajado un 10% hasta los 137 millones de euros, Roxy un 4% hasta los 98 millones de euros y DC ha experimentado un ligero crecimiento de un 1% hasta los 98 millones de euros.

En los seis primeros meses del año, las ventas ascienden hasta los 672 millones de euros frente a los 711 millones que ingresó en el mismo periodo del ejercicio anterior. La pérdida neta se sitúa en los 49 millones de euros frente a los 18 millones en 2012.

Si quieres compartir...