• running
  • 13 de Nov, 2015

El revolucionario dispositivo de medición Sensoria aterriza con fuerza en el mercado español

Una de las revoluciones tecnológicas más destacadas del último años en el mundo del deporte, el dispositivo de medición y control Sensoria, llega a nuestro mercado de la mano de Brands & BND Sport Company, S.L. SENSORIA marca un antes y un después en el mundo del deporte en general y en el Running, Triathlon y Ciclismo en particular.

SENSORIA es un sistema que mide y control los principales parámetros que determinan la técnica de carrera a pie medidos en el mismo momento en que se producen y justo en el punto en que se producen. Este dispositivo se instala en el calcetín SENSORIA para recabar la información en tiempo real, que puede consoltarse a través de un dispositivo móvil. Además de utilizar los calcetines, también tiene dispositivos en la camiseta más técnica jamás conseguida así como en un sujetador deportivo

SENSORIA viene de USA desde Seattle, donde confluyen empresas tan tecnológicas como Microsoft y Apple entre otras. No en vano, el Staff de SENSORIA proviene de Microsoft, por lo que todos los detalles tecnológicos están más que garantizados.

La idea de Brands & BND Sports Company, es la de servir unas pocas unidades para la campaña de Navidad, para definitivamente empezar a principios de 2016. Está garantizado que a finales de Noviembre estará disponible toda la información en castellano.

 

 

VENTAJAS REVOLUCIONARIAS
Los puntos fuertes de SENSORIA vienen desde varios frentes: dónde y cómo realiza las mediciones, datos que recopila y apoyo que tiene detrás de él.

A nivel de mediciones:
1.- Mide en el punto más cercano a donde se lleva a cabo la acción: el pie,
2.- Mide en el momento, en tiempo real y
3.- Mide, no estima.

El hecho de que mida en el pie es clave porque aísla las mediciones de las posibles interferencias de otras partes del cuerpo (p. ej. si está en la cintura, las variables pueden verse alteradas por la posición de rodilla, cadera, oscilaciones del cuerpo, etc.) mientras que en el pie, mide precisamente la presión, movimiento, etc.

El hecho de que lo mida online permite tener la información disponible en “rabioso directo” en Apps móviles, wearables, etc. Y todo esto deriva en que podemos hablar de mediciones, no estimaciones como hacen otros dispositivos. Es decir, ofrece información cuantitativa real, no cuantitativa estimada a partir de extrapolaciones de otras medidas.

Respecto a los datos que recopila, gracias a la tecnología utilizada puede medir los principales parámetros que se han utilizado hasta ahora (pulso, tiempo, etc.), añade los que se están incorporando en los últimos años midiéndolos con la precisión indicada anteriormente, que es mucho mayor que la que consiguen los estimadores actuales (cadencia, frecuencia de pasos, oscilación vertical, etc.) y, los principal es capaz de medir otras variables que otros son incapaces de medir: presión, tiempo de contacto, etc.

La posibilidad de disponer en online y de una manera tan sencilla de datos como la presión que se ejerce sobre la planta del pie, cómo es el ciclo de la pisada, tiempos de contacto, etc. medidos realmente en el propio pie y en online es un avance como no se ha visto en muchos años y puede significar una revolución total.

La revolución no viene por el hecho de que se haya conseguido medir porque es algo que, en cierto modo se podía hacer, sino por el hecho de que, para hacerlo, antes había que utilizar plataformas de presiones, cintas de correr y dispositivos que cuestan miles de euros y ahora se puede hacer con unos simples calcetines y un dispositivo en el tobillo, todo ello a un precio asequible para cualquier deportista.

Las posibilidades que abre para los deportistas y entrenadores son infinitas de cara a los entrenamientos, competiciones, recopilación y análisis de datos, ver cómo afectan las modificaciones que introducimos en la técnica, curación de lesiones, etc.

Es una nueva dimensión de la monitorización, no sólo de la pisada, sino de todo lo relacionado con la carrera a pie y, por extensión, de casi cualquier deporte en el que haya movimiento y se haga de pie porque, en esos casos, todo redunda en presiones sobre los pies.

Además, el hecho de disponer de tantas variables a la vez, permite disponer de ellas como “átomos” con los que construir nuestras propias “variables complejas” y hacer nuestros propios análisis. Por ejemplo, nos puede interesar mirar sólo la oscilación vertical y el tiempo de contacto combinados con el pulso para, con ello, establecer una variable que nos interese medir (por la razón que sea) y ver cómo varía con diferentes tipos de entrenamiento, material etc.

Hasta ahora, había que utilizar varios aparatos para tener tanta información mientras que, con SENSORIA, se tiene todo a la vez, sin necesidad más que de un sensor.

En cuanto al tercer punto fuerte, su compatibilidad con otras marcas (Polar, Garmin, Suunto…) y el apoyo que tiene, es algo básico ahora mismo, pues continuamente vemos cómo el ganador de las batallas no es siempre el más avanzado tecnológicamente sino que lo que cuenta es tener una buena combinación de hardware, firmware, software y comunidad de desarrolladores y usuarios.

La tecnología avanza a pasos agigantados así que es tan importante o más el poder disponer por encima de una buena plataforma que pueda explotar los datos que recopilan los sensores y que se pueda actualizar continuamente para adaptarla a los nuevos descubrimientos, los ajustes que se vayan viendo o, por qué no, para incluir nuevas funcionalidades.

En el caso de SENSORIA, se parte de una gran tecnología y hay apoyo por parte de muchas empresas y personas, tanto tecnólogos como del mundo del deporte por lo que está garantizada la continua actualización para ir a la vanguardia de este tipo de dispositivos.

Aquí se incluye no sólo el entorno de SENSORIA sino su relación con otros actores para poder utilizar SENSORIA como el aparato que mide y que envía los datos a otros dispositivos (p. ej. dispositivos de marcas como Garmin, Suunto, Polar, …), software de análisis de datos o para ser explotado de manera personal si alguien quisiera crear su propio análisis mediante herramientas de análisis (p. ej. Excel).

Hace unos años, incluso unos meses, algo como Sensoria habría “sonado a futuro” pero, ahora mismo ya se puede decir que “es el presente” y que, a buen seguro, va a representar un antes y un después en los temas relacionados con la biomecánica de la carrera a pie.

Si quieres compartir...   

Galería