• outdoor
  • 04 de Sep, 2012

Lurbel pone a prueba Regenactiv y Bmax en 536k del Camino de Santiago con Demetrio Álvarez

“Es la prueba más dura a la que me he enfrentado”, así comienza el ultrafondista asturiano Demetrio Álvarez la narración de la gesta que emprendió el pasado 5 de agosto en la que puso a prueba los calcetines con tecnología Regenactiv y Bmax de la firma Lurbel. Con una media de 100k diarios, el asturiano asegura que llegó a Santiago sin ninguna ampolla ni rozadura en los pies para la sorpresa de muchos de sus compañeros en los últimos kilómetros del recorrido.

Para Lurbel, el resultado de este test en condiciones extremas y de la mano de Álvarez supone el mejor aval a todo el trabajo de investigación e inversión interna que está llevando a cabo la firma valenciana con las tecnologías propias Regenactiv y Bmax para aportar a través de ellas un valor añadido a la calcetería deportiva made in Spain.

Su estructura y las propiedades de las tecnologías Regenactiv y Bmax con un amplio rango antifúngico y antibacteriano así como su prevención del sobrecalentamiento del pie y su diseño sin costuras y refuerzos los convierte en una apuesta segura para este tipo de largos recorridos de ultradistancia como la que concluyó con éxito Demetrio Álvarez el 10 de agosto en Santiago de Compostela. Un nuevo reto superado con nota de la mano de los modelos Bmax Track y Running Regenactiv y de la que Lurbel sale muy satisfecho con los resultados.

Datos que asombran
Demetrio Álvarez inició el trayecto el día 5 de agosto desde Belorado (Burgos) y concluyó su gesta en Santiago de Compostela el 10 de agosto recorriendo entre ambos puntos 536km repartidos en cinco días de la siguiente forma:

1º día: 115km
2º día: 110km
3º día: 103km
4º día: 93km
5º día: 115km

Para cada etapa, que empezaba a las 3.00h de la madrugada y solía terminar sobre las 21.00h de la noche estuvo corriendo una media de 17 horas diarias.
 

Si quieres compartir...