• Actualidad Internacional
  • 12 de Abr, 2018

Icebreaker y la granja Omarama Station, juntos 10 años más

Hace 20 años, el fundador y CEO de Icebreaker, Jeremy Moon llegó a un acuerdo con la granja Omarama Station, ubicada en dicha población de la Isla del Sur de Nueva Zelanda, donde, actualmente, tienen 19.500 ovejas que destinan su lana a la confección de ropa para la marca neozelandesa Icebreaker. Este vínculo da trabajo durante todo el año a la familia de granjeros de la Omarama Station y se acaba de renovar para los próximos 10 años. Esto significa que la nueva generación de granjeros tendrá trabajo asegurado como mínimo durante la próxima década.

Los granjeros de Omarama Station y Jeremy Moon coinciden en la manera que deberíamos vestirnos, alejándonos de las prendas sintéticas y acercando nuestra piel a las fibras naturales como el merino, con propiedades infinitamente beneficiosas.

Icebreaker lidera el sector de la ropa en lana merino y parte del éxito es la estrecha relación que tiene la marca con los granjeros de Nueva Zelanda. Con el paso del tiempo, la relación ha ido creciendo y la comunicación bidireccional es muy buena. Cuando Icebreaker tiene una nueva idea, los granjeros se sienten muy implicados con la misma y la desarrollan conjuntamente.

La ampliación tan longeva del contrato entre la granja de Omarama y Icebreaker es inaudito en el sector y las ovejas se crían y cuidan con el exclusivo objetivo de ofrecer lana merino a Icebreaker. La marca fundada por Jeremy Moon garantiza el futuro de la granja en una relación que empezó hace 20 años y que durará como mínimo 10 años más. 

Si quieres compartir...