• Actualidad Nacional
  • 12 de Mar, 2018

Expo Sports convence pese a la ausencia de las grandes del calzado running

Este domingo se ha celebrado una nueva edición de la Marató de Barcelona, con más de 17.000 participantes. Esta cita, una de las más importantes del calendario mundial, ha vuelto a contar con una espectacular feria del corredor que, en los últimos años, se ha convertido en el gran punto de encuentro nacional del running. Aunque este año han faltado a la cita muchas de las grandes marcas de calzado running y varias tiendas habituales del certamen, el encuentro a reunido a más de 60.000 visitantes.

La lista de expositores, que este año ha superado las 120, ha contado con marcas como Asics –patrocinadora del encuentro-, Compex, 2XU, Craft, Hoko, Hoka, Buff, Compressport, Garmin, Suunto, o Polar, entre otros. También la nutrición ha vuelto a tener un papel protagonista, con varias marcas líderes como Powerbar, GU, 226ers. En cuanto a las tiendas, destacar la presencia de detallistas como Intemperie o Evasion Running. Por último, destacar también la larga lista de carreras nacionales e internacionales que han presentado sus ediciones de este año.

60.000 visitantes es una cifra que consolida a este salón como el más importante del panorama nacional. Y si encima puedes vender producto, como ya hacen la mayoría de marcas, además de rentabilizar el encuentro a nivel de imagen, muchas lo hacen también a nivel económico.

Pese a las buenas cifras de visitantes de este año, el salón ha contado con importantes bajas en cuanto a expositores especializados en running, sobre todo en calzado. Así, a las ausencias ya confirmadas el año pasado de New Balance, Brooks, Puma, adidas o Altra, se ha sumado este año la de Saucony (otra habitual del salón). Mizuno ya abandonó el salón cuando dejó de ser patrocinador oficial de la prueba y Nike jamás ha estado presente en el encuentro. Las razones de estas ausencias son varias, pero el fuerte protagonismo de Asics y Kalenji (Decathlon) tiene mucho peso en las decisiones de las marcas.

A pesar de estas ausencias, los expositores que sí han acudido al encuentro han valorado muy satisfactoriamente la edición de este año y, especialmente, el poder de esta feria para presentar al consumidor final las novedades para esta y para próximas temporadas. No en vano, 60.000 visitantes es una cifra que consolida a este salón como el más importante del panorama nacional. Y si encima puedes vender producto, como ya hacen la mayoría de marcas, además de rentabilizar el encuentro a nivel de imagen, muchas lo hacen también a nivel económico.

Si quieres compartir...   

Galería