• Active Sports
  • 21 de Sep, 2017

Las grandes ferias pierden marcas de peso

La ultima edición de la OutDoor de Friedrichshafen tuvo alguna ausencia sonada. También Eurobike abrió las puertas de su edición 2017 sin alguna de las grandes del ciclismo. Y ahora ISPO acaba de confirmar que a la baja ya anunciada de Salewa y otras marcas del grupo, se suma la baja de una de las principales compañías del sector: Amer. La compañía finlandesa ha decidido que en esta próxima edición no acudirá al salón con sus marcas Salomon y Atomic. Si lo hará, en cambio, con otra de sus marcas estrella, Arc'Teryx.

Pese a la sonada ausencia de Salomon y Atomic, el grupo Amer, en un comunicado conjunto con ISPO, ha anunciado que sí aprovecharán los productos y servicios digitales de la red internacional de negocios deportivos del Grupo ISPO a lo largo del año.

Las grandes ferias del deporte pierden poder de atracción. O eso puede parecer teniendo en cuenta el cambio de estrategia de algunas grandes marcas muy afines a estos grandes puntos de encuentro que, ahora, quizás temporalmente o quizás definitivamente, han dejado de confiar en estos salones para presentar sus novedades.

El auge de determinadas ferias locales, muchas veces especializadas -y casi siempre apostando por un formato mixto o decididamente no profesional-, el auge del universo online como plataforma para presentar novedades o las nuevas estrategias que están llevando a cabo muchas marcas, apostando por presentaciones exclusivas para sus principales detallistas, está cambiando el panorama ferial internacional.

La decisión del grupo finlandés, como la tomada por otras grandes marcas, obliga a una profunda reflexión a los responsables de estos grandes puntos de encuentro a corto y medio plazo y, sin duda, puede ser un detonante para que otras marcas se planteen su presencia en eventos de estas características.

La edición 2018 de ISPO, que se celebrará en apenas 3 meses, no sufrirá a priori más bajas importantes y seguirá reuniendo a un porcentaje muy alto de los grandes players del sector, pero es obvio que la evolución de esta y otras ferias en los últimos años obligará a sus responsables a tomar decisiones sobre aspectos como el precio, las fechas, el modelo de feria o los servicios (sobre todo online).

ISPO o Friedricshafen son citas importantes, casi ineludibles, pero su viabilidad depende, lógicamente, de los beneficios que puedan sacar las marcas. Y cada vez hay más empresas que creen que hay otras fórmulas para alcanzar sus objetivos.

Si quieres compartir...