• Actualidad Internacional
  • 21 de Abr, 2014

Una huelga de 40.000 chinos paraliza la producción de zapatillas Nike, Adidas y Reebok

De la fábrica donde las principales marcas deportivas del mundo producen sus zapatillas apenas ha salido esta semana género. Una protesta masiva de trabajadores de la empresa Yu Yuan, líder global de fabricación de zapatillas deportivas, ha paralizado la producción de esta firma en siete de sus diez plantas ubicadas en la ciudad sureña de Dongguan. La huelga ha afectado a grupos como Nike, Adidas, Reebok, Timberland, Asics y New Balance.

Hasta 40.000 trabajadores de la conocida como «la fábrica de China», que fabrica calzado para las mencionadas marcas, entre otras, se han ido sumando a lo largo de la semana a la convocatoria de paro que arranzó a principios de semana con millares de empleados fuera de sus puestos de trabajo y continuó hasta hoy, ya con decenas de miles en huelga, según informe la prensa del país.

Los empleados de las plantas, que ya en 2011 protagonizaron paros masivos por los despidos masivos y los recortes salariales, y como ha sucedido en plantas que trabajan para otras firmas como Apple, denuncian que la compañía no está cumpliendo con las garantías fundamentales del trabajador al pagar cuantías muy bajas en pensiones, seguro médico, subsidios a la vivienda o indemnizaciones por lesiones. «¡Paguen nuestra Seguridad Social y los fondos para la vivienda!», se puede leer en las pancartas que portan los trabajadores durantas las protestas. Algunos de ellos, según cuentas los propios huelguistas, fueron golpeados y otros detenidos, hechos que fuentes oficiales han negado.
Oleada de protestas en el sur del país

El malestar entre la plantilla estalló a principios de mes después de que un exempleado, tras 18 años trabajando para la firma, no recibiera su pensión completa. Ante las primeras protestas, la empresa accedió a atender las demandas de los empleados, que retomaron la huelga al ver incumplidas esas promesas. Ahora, la empresa ha vuelto a asegurar que mejorará las condiciones laborales y garantizó que está estudiando todas las reclamaciones.

La huelga en «la fábrica de China» es un ejemplo más de la nueva oleada de luchas obreras que se están produciendo en China, especialmente en la provincia sureña de Cantón, donde se encuentra Dongguan, y en otras áreas más desarrolladas del país, según sostienen organizaciones en defensa de los trabajadores, informa Efe. En concreto, las huelgas han aumentado casi un tercio en el primer trimestre de 2014 respecto al año anterior, y las autoridades responden cada vez con mayor dureza a las manifestaciones.

Si quieres compartir...