• Actualidad Nacional
  • 10 de Mar, 2012

Decathlon espera abrir su nueva tienda en Mérida antes de final de año

Decathlon mantiene su apuesta por Mérida. Y, si se cumplen los plazos, espera abrir las puertas de su establecimiento en el polígono El Prado antes de que acabe el presente año. La empresa formalizó en 2010 una opción de compra de dos parcelas dentro del proyecto de ampliación del polígono, promovido por la empresa estatal Sepes. El Consistorio ha anunciado en varias ocasiones en los últimos años la ejecución del proyecto, pero hasta la fecha no se había dado ningún paso en firme.

El alcalde emeritense, Pedro Acedo, apuntó ayer que la compañía sigue con sus planes de implantarse en la ciudad. Según afirmó, «está confirmado que el proyecto siga adelante y va con bastante rapidez, por lo que será el motor de la zona. No hay paralización de inversiones en este asunto».

Fuentes de la compañía confirman que el proyecto sigue sus pasos y que, si se solventan los últimos detalles técnicos, la tienda podría abrir a finales de este año. Teniendo en cuenta que el plazo de ejecución de obra rondaría los seis meses, se puede estimar que los trabajos comenzarán antes del verano.

Para ello, sería necesaria una recepción parcial de la parcela donde se implantará Decathlon, ya que aún sigue en marcha la obra de ampliación de El Prado. En principio, hasta que terminen estos trabajos la compañía no podrá ejercer su opción de compra e inscribir la parcela a su nombre. Pero el objetivo es facilitar los trámites para que pueda empezar la construcción de su establecimiento y abrir de cara a la campaña de Navidad. Con ese objetivo, el miércoles se celebró una reunión entre la empresa, técnicos del Ayuntamiento y representantes municipales.

El proyecto de Decathlon contempla la construcción de una sala de ventas de 1.999 metros cuadrados útiles sobre un total de 2.600 metros de superficie construida.

Convenio con El Prado

Acedo hizo estas declaraciones tras la firma de un convenio con la Entidad de Conservación del polígono El Prado, cuyo representante, Justo Barrantes, estuvo acompañado por otros empresarios de la ciudad. Este acuerdo, en el que han intervenido las concejalías de Comercio, Industria y Turismo, Obras y Urbanismo compromete a las partes a seguir trabajando conjuntamente para mantener el desarrollo de esta zona industrial.

Barrantes explicó que se pretende buscar nuevas fórmulas de gestión y proyectos en común para erradicar los problemas que tiene esta zona, además de buscar estrategias para optimizar los recursos disponibles. «Los problemas de El Prado no son sólo de los propietarios de las empresas allí instaladas. Es algo compartido con los responsables municipales». Temas como la seguridad, el tráfico, la basura, la iluminación y la limpieza todavía están pendientes de mejora.

Por su parte, Acedo, aseguró que hay que apostar por los nuevos tiempos, lo que conlleva nuevas dificultades y nuevos retos, «por eso la colaboración entre las dos partes se hace imprescindible».

Si quieres compartir...