• Actualidad Nacional
  • 11 de Nov, 2010

La Federación de Comercios vuelve a recurrir la licencia a Decathlon Tudela por "vulnerar" la ley

La Federación de Comercios de Navarra (FCN) ha recurrido ante el Tribunal Administrativo de Navarra la licencia de actividad que concedió el Ayuntamiento de Tudela a la empresa Decathlon para abrir un establecimiento en un polígono privado ubicado junto a la N-232, frente a las antiguas naves de Sanyo. La entidad ya presentó un recurso de reposición ante el consistorio que fue rechazado, pero insiste en que la tramitación de este proyecto es "una clara vulneración de la Ley Foral del Comercio". Las obras de Decathlon ya están muy avanzadas y tiene previsto abrir en diciembre.

La razón que esgrime es que Decathlon presentó un proyecto de una tienda de cerca de 4.000 metros cuadrados, lo que, según la ley, exigiría realizar un Plan Sectorial de Incidencia Supramunicipal (PSIS) por superar los 2.500 m2. Sería un proceso más largo, laborioso y exigente que la licencia de actividad municipal.

"Sin embargo, se tramitó como licencia de obras y actividad y la federación presentó un escrito de alegaciones por entender que existía una infracción legal en la tramitación. El ayuntamiento admitió la alegación y advirtió a Decathlon que presentara un PSIS o que modificara el proyecto", explicó ayer la gerente de la FCN, Elisabeth Azcárate, acompañada por Isabel Fernández, presidenta de la Asociación de Comerciantes, Hostelería y Servicios de Tudela, y Beatriz Blanco, de la asociación del Barrio de Lourdes de la ciudad. Tudela tiene unos 800 comercios que emplean a cerca de 2.000 personas.

Azcárate añadió que Decathlon redujo su proyecto a 2.497 m2, tras lo que el ayuntamiento le dio licencia de actividad. En opinión de la federación, este tema supone "una nueva infracción legal", ya que otorgó la licencia a un proyecto "sustancialmente distinto al anterior, que fue el que se sometió a información pública". Lo que pide la federación es que se anule la licencia y se abra un periodo de exposición pública del nuevo proyecto, en el que también se puedan presentar alegaciones.

La FCN se refirió a la noticia de que AKI Bricolaje también se quiere instalar en el mismo polígono, donde, además, está confirmada la llegada de McDonald"s. "No nos cabe duda de que el ayuntamiento pretende impulsar un polígono comercial en este lugar mediante la vía de hechos consumados. Debemos decir alto y claro que la Ley del Comercio considera improcedente crear polígonos en el extrarradio de las ciudades por sus costes medioambientales y urbanísticos", recalcó la gerente de la entidad, quien añadió que esta ley no impide la instalación de grandes establecimientos comerciales, "pero sí que lo hagan en suelo residencial dominante".

Sobre la moratoria de un año incluida en esta ley para proyectos en tramitación o que estén a punto de hacerla, el abogado de la federación, Fernando Isasi, aseguró que es para casos excepcionales argumentados y justificados. "Puede dar cobertura a un establecimiento, pero no a un polígono como tal porque estaríamos desvirtuando la ley", dijo, al tiempo que añadió que si se promueven otros proyectos tendrán que tramitarse como PSIS si está a una distancia de 300 metros de Decathlon.

Desventaja de los comercios

Las representantes de las asociaciones de comerciantes de la ciudad también rechazaron el comercio en la periferia porque "va en detrimento del que está en el centro urbano". "Este es el que crea riqueza alrededor. El comercio es lo que hace ciudad y si no tendríamos ciudades fantasmas", afirmaron Isabel Fernández y Beatriz Blanco. Añadieron que defienden un modelo para los tudelanos y visitantes. "En cuanto a accesibilidad, estamos en desventaja con los polígonos y es función del ayuntamiento que Tudela sea atractiva y cómoda en accesos, aparcamientos y regulación del tráfico".

www.diariodenavarra.es

Si quieres compartir...