• Actualidad Nacional
  • 23 de Mar, 2010

Fila cambia de estrategia en España

Fila ha decidido empezar de cero en el mercado español. La compañía, especializada en moda deportiva, cerrará su red de distribución propia en el país, según ha podido saber Modaes. La empresa comenzará este proceso por el establecimiento ubicado en el número 68 de la barcelonesa Rambla Catalunya, con el que estrenó en 2006 un plan de crecimiento en Europa.

Al cierre de este local, que cuenta con una superficie de 250 metros cuadrados y que será ocupado por una marca ajena al sector de la moda, se suma la liquidación el pasado verano de la filial con la que la empresa operaba en España. En enero del año pasado, la empresa optó por ceder su distribución a la empresa OK2Play, con sede en La Seu d’Urgell (Lleida).

Según ha explicado a Modaes la responsable de Fila en OK2Play, Marisa Pagador, la matriz de la marca ha optado por cerrar los establecimientos existentes en el mercado español porque no coinciden con el nuevo posicionamiento de la enseña. Pagador asegura que existe un nuevo plan de aperturas, pero sin un calendario previsto.

Los nuevos puntos de venta de Fila deberán seguir la imagen dictada por el establecimiento de Milán, puesto en marcha hace cerca de un año y diseñado por la agencia sueca de diseño Grow. La tienda está ubicada en la calle Corso Como.
La empresa ha experimentado numerosos movimientos corporativos durante los últimos años

La reestructuración de la red de tiendas en España se enmarca dentro de un proceso corporativo internacional. Fundada en los Alpes italianos en 1911, Fila es propiedad desde 2003 del grupo estadounidense Cerberus Capital Management, que controlaba la compañía a través de Sports Brand International.

En enero de 2007, Sports Brand International vendió la marca y todas las filiales a GLBH Holdings, que hasta entonces trabajaba como distribuidor en el mercado asiático. La operación estuvo valorada en alrededor de 400 millones de dólares. El grupo coreano puso en marcha un proceso para licenciar la marca en la mayoría de mercados del mundo, excepto EEUU y Corea, operados directamente.

En Europa, la enseña experimentó todavía un cambio más. En marzo de 2010, GLBH Holdings dio luz verde a la venta de la marca en Europa, Oriente Medio, India y África a un grupo de directivos liderados por Stefano di Martino, en un proceso denominado management buy out (MBO), es decir, adquisición de una compañía por su propio equipo directivo. Barclays Ventures y el grupo inversor Batra apoyaron financieramente la operación.

Con todos estos cambios, Fila ha emprendido una reestructuración internacional que ha dejado atrás el proyecto de crecimiento diseñado en 2006, cuando se situó a España como punto de partida de la red de distribución propia de la marca. Fila se controla ahora desde Londres.
 

www.modaes.es

 

Si quieres compartir...