• 15 de Oct, 2009

Calidad, confianza y precio, principales “armas” de los fabricantes para competir con las marcas propias

Siete de cada diez consumidores se desplazaría a otro establecimiento en caso de no encontrar su marca favorita en su tienda de siempre. Al menos, así se desprende del estudio Impacto de los Cambios en la Distribución, realizado por la agencia Optimedia , que se ha presentado esta mañana en Madrid.

El informe analiza la transformación que esta atravesando el mercado de gran consumo, como consecuencia del avance experimentado por las marcas del distribuidor (MdD), a través de un sondeo realizado entre 300 amas de casa.

La investigación revela que el 48% de los clientes eligen punto de venta en función de la oferta, mientras que el 42% adquiere productos que ha visto publicitados. Por otra parte, el 71% muestra un comportamiento dual, que se traduce en una compra mixta entre marcas propias y marcas del fabricante (MdF).

No obstante, la mayoría decide en función de la cercanía, la calidad y el precio. Así, el 70% buscaría otra tienda si no halla su marca preferida; el 13% adquiría otra MdF y el 9% se quedaría con un producto MdD.

En este contexto de ácida competencia entre las MdD y las MdF, la publicidad se ha convertido en un factor clave para que las segundas puedan fidelizar a sus consumidores.

Después de analizar las mensajes publicitarios que las MdF están utilizando para contrarrestar el empuje de las MdD, el estudio concluye que la calidad y la confianza, junto con la relación precio-descuento, son principales atributos que los fabricantes deben transmitir para atraer y retener a sus consumidores. De la misma manera, las fórmulas de comunicación, basadas en la publicidad conjunta de varias marcas, funcionan positivamente en el 34% de los casos.

Si quieres compartir...