• Ferias
  • 21 de Ene, 2009

Arranca la Bread & Butter entre rumores de traslado

La feria de moda urbana Bread & Butter ha abierto hoy sus puertas, en medio de rumores sobre su futuro, con una fuerte apuesta por el calzado, convertido en un elemento de moda que cada vez adquiere más fuerza, a juzgar por la cantidad de expositores que presentan novedades para los pies. La feria ha abierto con más de 800 expositores, casi un centenar menos que en la edición anterior, procedentes de 105 países, y con la incógnita sobre dónde será la edición de verano.

Al parecer, la organización ha aceptado una oferta para volver a Berlín e instalarse en el histórico aeropuerto de Tempelhof, en el centro de la ciudad, que está cerrado al tráfico aéreo desde el pasado mes de octubre, pero hay que esperar hasta el viernes, día 23, para que se confirme o se desmienta esta noticia.

Un cierto cansancio del proyecto, que necesita reinventarse cada determinado tiempo para seguir siendo atractivo, recorte en los gastos de viajes y hotel, y una buena oferta por parte de la capital alemana, son algunos de los argumentos que pueden justificar la marcha del B&B a Berlín, según han explicado a EFE algunos expositores que desde el principio han creído en el B&B y que le seguirán incondicionales a su nuevo emplazamiento.

En relación a la polémica por la más que posible marcha de la convención a Berlín, el alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, afirmó que la capital catalana tiene grandes activos en la moda "con o sin la Bread & Butter", y apostó por elaborar con diseñadores e industriales del sector un plan estratégico integral para convertirlo en "uno de los puntos fuertes" de la ciudad en un futuro.

Hoy la música de ambiente estaba muy alta desde primeras horas, para animar el espacio, y docenas de promotores regalaban de todo nada más atravesar el estricto control de entrada de la organización, especialmente bolsas con marcas bien visibles para animar la promoción.

Sin embargo, para los habituales de esta feria un primer día con menos gente no significa nada, "porque el día más fuerte es el segundo, y habrá que esperar a mañana para ver si este tipo de moda ha sorteado la crisis".

Una fiesta en el pabellón 7, denominado "BBB family", y el desfile de Desigual, que presentó una colección de gran impacto gráfico, con bordados y estampados de colorido exuberante y con trazos hechos a mano como marca de la casa, han dado paso a esta feria, que servirá también de escenario para que otras marcas como Custo Barcelona y G-Star presenten sus propuestas.

En el vestir, la sensación es que se imponen las camisetas de colores vivos, y camisas atrevidas con cuadros y estampados para hombre, además de un guiño a la sastrería convencional, pero con tejidos y colores menos rigurosos.

Para la mujer, muchos vestidos, abundancia de color gris, el berenjena y el negro, y por supuesto prendas de denim de todo tipo, que es el tejido estrella de este moda urbana y casual.

El calzado se hace importante en cualquier momento del día y se imponen la comodidad y líneas anatómicas para envolver los pies y andar sin acordarnos del calzado.

En el caso de las mujeres, marcas como Camper presentan tacones más bien gruesos de goma o de madera, de altura "humana" para poder llevarlos varias horas al día, y con detalles elásticos y suelas menos voluminosas.

McLaren ha traspasado a los zapatos sus sistema de ventilación de los coches de Fórmula 1, con aperturas en los laterales y amortiguadores en los pies, y suelas de uretano termoplástico para hacerlos más suaves y adaptables.

Para mujeres, esta firma ha reinventado además unos zapatos de salón, pero con tacones de gel y un 'look' deportivo y elegante que los hacen francamente llevaderos también con faldas. Este Bread & Butter ha programado también seminarios de tendencias, como el que ofrece Stylesight, la compañía americana de prospección de tendencias, que hablará de la influencia de la música y la tecnología en las tendencias emergentes de "streetwear".

La parte de creadores jóvenes estará representada por estudiantes de la Antwerp Royal Academy of Fine Arts, una de las más prestigiosas del mundo, que desarrollarán cincuenta interpretaciones de un clásico contemporáneo como es la falda de denim.

Otra novedad es la instalación efímera de una decena de tiendas de "streetwear" punteras de Fráncfort, Estocolmo, Berlín, Barcelona y Nueva York, que venderán artículos rarezas de sus tiendas.

Los complementos como la bisutería de alta gama también han tenido su espacio, y firmas multinacionales como Dyrberg/Kern han aprovechado la ocasión para desembarcar con fuerza en el mercado español con dos colecciones por temporada acordes con las últimas tendencias de la moda.

 

Si quieres compartir...